26.11.12

Perros



Geórgicas, III, 404-413

Y no postergarás el cuidado de los perros;
al contrario, con rico suero has de criar
de Esparta los cachorros, veloces corredores,
y el moloso fiero. Con ellos de guardianes
no te va a dar miedo el ladrón nocherniego
que ronda las majadas, ni el ataque del lobo,
ni que a traición te cojan iberos cimarrones.
A menudo también a los onagros tímidos
los podrás acosar, y les podrás dar caza
con perros a las liebres, con perros a los gamos.
Y a los jabalíes moverás con ladridos
de sus revolcaderos silvestres espantados,
y por altos peñascos con tanta gritería
enorme harás correr al ciervo hacia la red.

                                       *

Nec tibi cura canum fuerit postrema, sed una
uelocis Spartae catulos acremque Molossum 
pasce sero pingui. numquam custodibus illis
nocturnum stabulis furem incursusque luporum
aut impacatos a tergo horrebis Hiberos.
saepe etiam cursu timidos agitabis onagros,
et canibus leporem, canibus uenabere dammas;
saepe uolutabris pulsos siluestribus apros
latratu turbabis agens, montisque per altos
ingentem clamore premes ad retia ceruum.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.